Ir a página principal
             
 

EL PARQUECILLO DE LA ENTRADA A COÍN_ 1

Situada la cámara en el centro del desaparecido 'parquecillo' a la entrada del pueblo por la carretera de Málaga, hoy actual Estación Provisional de Autobuses, una irrepetible vista de 360º.

Sábado 2 marzo 2002
Foto by JMGA

 

   

 

Haga clic con el ratón encima de la imagen y mueva el cursor

 
           
        Compartir  
             
 

EL PARQUECILLO DE LA ENTRADA A COÍN_ 2

Situada la cámara en el centro del desaparecido 'parquecillo' a la entrada del pueblo por la carretera de Málaga, hoy actual Estación Provisional de Autobuses, una irrepetible vista de 360º.

Sábado 2 marzo 2002
Foto by JMGA

 

         
             
             
             
      © ARCHIVO FUNDACIÓN GARCÍA AGÜERA, COÍN (MÁLAGA) 2011  
             
             
             
     

JOSÉ MANUEL GARCÍA AGÜERA

El Parquecillo

     
  Artículo publicado en la Gaceta El Valle de octubre de 2003          
     

Éramos del mismo tiempo. Le faltaba, como a mí, muy poco para cumplir los cincuenta, y tuvimos el mismo padre. Nos veíamos todos los días al aire libre. Hoy, con su desaparición, siento de nuevo la tristeza. Y, es que 'El Parquecillo' de la entrada a Coín, era algo especial. Siempre supo estar en su sitio. Nos despedía al irnos y estaba allí para recibirnos cuando llegábamos. Tenía una personalidad singular y su originalidad atentaba contra la vulgaridad. Era diferente. No se hizo mayor nunca y siguió siendo pequeño.

            Para presidir el gobierno municipal, en 1956, se había nombrado a don Manuel Martínez Sánchez, un alcalde poco conocido y reconocido que, sin embargo, emprendió en su gestión al frente del ayuntamiento valientes iniciativas para el futuro que se esperaba de nuestra ciudad. Su mandato estuvo impregnado por una especie de mirada encaminada al interior de ella, de sus carencias internas. Con él y sus concejales comenzó la modernización y embellecimiento de Coín. En aquellos años se realizaron, entre otras, las obras de alcantarillado y abastecimiento de agua potable a la población. Obras complicadas que, no por menos necesarias, eran olvidadas y siempre aplazadas desde los tiempos de la República. Muchos rincones y calles se adecentaron. Los jardines de la Alameda y el parque de san Agustín se hermosearon, y se acometieron las obras de la entrada al pueblo por la carretera de Málaga.

            El Parquecillo estaba entre ellas y así nació, para embellecer. El resultado fue tan espectacular y gustó tanto la nueva estética de ese entorno de bienvenida, que la misma corporación municipal, haciéndose eco del contento y satisfacción de los coineños, acordó felicitar al edil que las había llevado a cabo, y hasta el diario Sur, con fecha 25 de septiembre de 1956, reflejaba el cambio con esos 'originales muros con arriates y artísticas pérgolas, iniciativa del concejal delegado, don Manuel García López de Uralde'.

            Comprenderán que ese parquecillo me sea tan familiar y sienta su reciente conversión a escombros. También comprendo que su sacrificio se ha hecho con la sana intención de que en su lugar se construya algo que, efectivamente, hace mucha falta en nuestro pueblo y demanda el progreso y la modernidad, ya que la carencia de un terminal de autobuses hay que remediarla como sea. Estoy de acuerdo. Pero, tenemos un parque menos. Y, un parque menos, es un parque menos. Las matemáticas no fallan, y a todos nos enseñaron en la escuela, que menos por más, es igual a menos.

     
             
             
       
      Mirando pop Coín_El Parquecillo_JMGA, 2001  
  fundacion@garciaaguera.org          
  www.fundaciongarciaaguera.org